28 noviembre, 2022

Bitácora

Periodismo & Liderazgo

Por Claudio Osornio

Según el Gobierno Local la Comisión Nacional del Agua (CONAGUA) carece de un sistema de monitoreo en la Cuenca Media del Río San Juan, -justo entre la Presa de San Ildefonso en el municipio de Amealco y la derivadora Constitución de 1857 “Lomo de Toro” en este municipio- lo que comprende un tramo de 26 kilómetros; por lo que deja un “punto ciego” para monitorear e informar oportunamente de los escurrimientos que se puedan generar en este trayecto.

En ese sentido el alcalde Guillermo Vega, reconoció que luego de registrarse la contingencia de la semana pasada, su administración ha recibido el apoyo de prácticamente todas las delegaciones federales en el Estado de Querétaro.



Sin embargo remarcó que el único funcionario federal en Querétaro que se ha desentendido por completo de la problemática, que viven cientos de familias, derivada de los hechos del pasado martes 26 de septiembre es justamente el delegado de la CONAGUA Jorge Lobo Granier.

“Nos han visitado todos los delegados federales hasta el de Gobernación, el único que ha hecho mutis” es el señor Lobo Granier.


A %d blogueros les gusta esto: